Montse Puyol

Usos terapéuticos de los lodos marinos (I)

Desde la antigüedad los lodos marinos han sido utilizados para tratar todo tipo de problemas de las articulaciones o de la piel. Son famosos los lodos del Mar Muerto y del Mar Menor, pero en la actualidad los centros de talasoterapia y de estética también los ofrecen. Las aplicaciones de lodos marinos están indicadas en los procesos inflamatorios de las articulaciones, los dolores de espada y algunas afecciones de la piel, como la psoriasis. Los lodos marinos están formados por agua de mar, algas y sedimentos arcillosos mezclados con arena. Contienen gran cantidad de minerales que penetran en el cuerpo a través de la piel provocando un efecto.

Montse Puyol Usos terapéuticos de los lodos marinos (I)

Aplicada una capa de lodo caliente (entre 38º y 45º) sobre la piel absorbe las toxinas del sistema periférico del tejido conjuntivo y linfáticos de la dermis, provocando un efecto desintoxicante. Su alto poder de conductividad calórica actúa como antiinflamatorio en casos de reumatismo, artritis, gota y rehabilitaciones de fracturas óseas. Hay que destacar su acción relajante a nivel físico y mental debido a las sales marinas, entre otros componentes, alcanzando un equilibrio osmótico entre las capas superficiales de la piel y los tejidos interiores. Si no podemos ir al mar para disfrutar de un baño de lodos, tenemos como alternativa hacer en casa cataplasmas de arcilla mezclada con agua de mar. Son aplicadas, de forma general o local, de 10 minutos a media hora y retiradas a continuación con agua mar. Montse Puyol www.aquamaris.org

Montse Puyol - Fundación Aqua Maris

NOS GUSTAN